La calidad que escojas a la hora de realizar la reforma integral de una vivienda repercute directamente en el precio. La diferencia entre una calidad media y una calidad baja o económica ronda entre el 15-20%. Lo que supone que la diferencia entre una calidad baja y una alta puede ser de más del doble.

A la hora de realizar la reforma integral de tu hogar es muy importante solicitar varios presupuestos a diferentes empresas de reformas. Para comparar los presupuestos de las empresas debemos poner el punto de atención en los materiales, entre otras cosas.

En el presupuesto debe venir especificado cada material y su precio. Por ejemplo, “Suelo porcelánico de 45 x 45 cm color blanco Marca XXX”. De esta manera podrás saber qué presupuesta casa empresa y la calidad de los materiales que van a utilizar para la reforma. A simple vista siempre será más atractivo un presupuesto más barato, pero puede que tenga ese precio por las calidades empleadas.

Nuestro consejo: parte de una calidad media y en función del presupuesto del que dispongas, ajusta las calidades teniendo en cuenta qué es lo que más usarás y qué es lo más difícil de cambiar en caso de deterioro. Un buen ejemplo es el suelo de la vivienda. Un suelo de calidad resistirá mucho mejor el paso del tiempo y el uso. Cambiar el suelo de una vivienda conlleva una obra considerable por eso, mejor no escatimar e invertir en un suelo bonito y de calidad.

Intentar ahorrar dinero en la reforma de tu vivienda es normal. Sin embargo, es importante saber en qué merece la pena invertir dinero para conseguir un acabado de calidad.

¿Dónde escoger calidad media-alta en la reforma integral de una vivienda?

Contratar a profesionales

Cuando se realiza la reforma integral de una vivienda hay que controlar muchos factores. Por ello, debes contratar a un equipo profesional responsable del proyecto. Ellos serán los encargados de coordinar y controlar la marcha del proyecto por ti. Contratando un equipo profesional evitarás sorpresas de última hora.

El alicatado de las paredes

Alicatar la cocina es una de las opciones más prácticas que hay. Para escoger los azulejos debemos tener en cuenta su calidad y diseño. Es mejor escoger azulejos atemporales y con diseños sencillos. Y por último algo muy importante a la hora de elegir el alicatado de la cocina, es la facilidad de limpieza de los azulejos.

Los azulejos de cerámica son los más económicos y los azulejos de gres son los más resistentes.

Siguiendo con la cocina, otro elemento en el que es importante invertir y escoger una calidad media alta es la encimera. En su elección hay que tener en cuenta su diseño, por supuesto. También, su resistencia ya que soporta golpes, calor, frío o humedad. Y, por último, su facilidad de limpieza.

Las encimeras de piedra natural, como el granito, son muy populares ya que combinan diseño y resistencia. Otras opciones imbatibles en cuanto a resistencia y durabilidad son los materiales compactos como Silestone, Corian o Neolith. Además, estos materiales presentan acabados de lo más original.

Aislamiento de la vivienda

Las ventanas y cerramientos son, sin duda, elementos clave para conseguir una eficiencia energética en nuestro hogar. Es muy importante que en la reforma se plantee mejorar el aislamiento de la vivienda. Aunque a priori parezca la parte más cara de la reforma, piensa que mes a mes ahorrarás en las facturas.

Instalación eléctrica y de tuberías

La frase “lo barato sale caro” cobra en este punto más importancia que nunca. Escatimar en estas instalaciones, porque no se ven, es una tontería y puede resultar peligroso.

En definitiva, cuando se tiene en mente realizar una reforma lo más adecuado en ponerse en manos de profesionales como los que forman el equipo de Indeco. Nosotros podemos asesorarte en todo lo que necesites para que consigas los resultados que deseas y que se ajustan a tu bolsillo.